Herrera Ulloa v. Costa Rica

Cerrado Expande el alcance del derecho a la Expresión

Key Details

  • Tipo de Expresión
    Prensa / periódicos
  • Fecha de la decisión
    julio 2, 2004
  • Decisión
    Remisión a la instancia respectiva para que se defina el caso según la decisión de la Corte, Daños monetarios/multas, Ley o Acción revocada o considerada inconstitucional
  • Número del caso
    ser. C No. 107
  • Región y País
    Costa Rica, Latinoamérica y el Caribe
  • Órgano Judicial
    Corte Interamericana de Derechos Humanos
  • Régimen Jurídico
    Derecho Penal, Derecho Internacional/regional de Derecho Humanos
  • Temas
    Regulación de Contenido/ Censura, Difamación/ Injuria/ Reputación
  • Palabras clave
    Censura, Difamación penal (injuria y calumnia), Periodismo

There is a English language version of this case available.    View English version

Analisis de Caso

Resumen y resultado del caso

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) determinó que las disposiciones penales sobre difamación en Costa Rica infringieron el artículo 13 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos (cláusula sobre libertad de expresión). Al amparo de estas disposiciones el periodista Mauricio Herrera Ulloa fue condenado por difamación criminal por haber revelado actos de corrupción cometidos por un funcionario público.


Hechos

Mauricio Herrera Ulloa se desempeñaba como periodista en el periódico costarricense La Nación y cubría las secciones de asuntos políticos y al Ministerio de Relaciones Exteriores. En el año 1995, Herrera Ulloa publicó una serie de siete artículos acerca de un escándalo de corrupción que involucraba al Embajador de Costa Rica ante la Organización Internacional de Energía Atómica, Félix Przedborski. La serie de artículos publicada por Herrera Ulloa fue producto de otra serie de artículos difundidos por la prensa belga que expusieron el escándalo.

Como reacción a la publicación de los artículos, Przedborski interpuso dos querellas criminales por difamación a un funcionario público contra Herrera Ulloa. Asimismo, Przedborski radicó una acción civil resarcitoria contra Herrera Ulloa y el periódico La Nación. La querella de Przedborski solo mencionó cuatro de los siete artículos publicados.

El 12 de noviembre de 1999, el Tribunal Penal del Primer Circuito Judicial de San José emitió una sentencia condenatoria contra Herrera-Ulloa por haber actuado con malicia al publicar los artículos periodísticos y fue condenado por difamación criminal. Asimismo, en el ámbito civil el tribunal ordenó que el periódico La Nación y Herrera Ulloa indemnizaran los daños morales causados al funcionario público. El Tribunal Penal también ordenó a Herrera-Ulloa a publicar en el periódico La Nación la determinación de la sentencia condenatoria. Además, el tribunal ordenó a que se estableciera una ‘liga’ entre los artículos en controversia y la parte dispositiva de la sentencia condenatoria en La Nación Digital. El tribunal ordenó que se retiraran los enlaces que mencionaran a Przedborski. Por último, el tribunal solicitó que se inscribiera el nombre de Herrera Ulloa en el Registro Judicial de Delincuentes.

Luego de haber sido condenado por difamación criminal, Herrera Ulloa cesó sus publicaciones sobre Przedborski por miedo a ser acusado nuevamente. Herrera Ulloa y Fernán Vargas Rohrmoser (como representante del periódico La Nación), radicaron una petición en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Estos alegaron en su petición que las disposiciones penales sobre difamación violentaron el derecho a libertad de expresión de Herrera Ulloa y el derecho a la libertad de prensa de La Nación. A su vez, ambos reclamaron que las disposiciones penales sobre difamación restringían a los medios de comunicación a actuar en beneficio del interés público debido a que se les impedía realizar reportajes sobre funcionarios públicos. Además, Herrera Ulloa y La Nación alegaron que los referidos estatutos contravinieron el artículo 13 de la Convención Americana que protege el derecho a la libertad de expresión. El gobierno de Costa Rica argumentó que el propósito de las disposiciones penales sobre difamación era proteger el derecho a la privacidad y al honor de un individuo. Además, Costa Rica sostuvo que las disposiciones penales sobre difamación eran un balance justo entre el derecho a la libertad de expresión y la protección del honor debido a que solo penalizaba a aquellos que actuaran con malicia.


Análisis de la Decisión

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) determinó que Costa Rica había infringido el artículo 13 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos (CADH). La Corte IDH estableció que el artículo 13 protege el derecho a la libertad de expresión en dos dimensiones. La primera dimensión consiste en un derecho individual a intercambiar libremente pensamientos a la mayor cantidad de personas posible. En la segunda dimensión se trata de un elemento social que se expande para proteger el derecho del individuo a recibir información y noticias. La libertad de expresión es fundamental en una democracia y los medios de comunicación juegan un papel importante para garantizar el elemento social de la libertad de expresión. La libertad de expresión solo puede ser limitada «para satisfacer un interés público imperativo». [par. 101.1] No se puede limitar el derecho a la libertad de expresión en intento de censurar el debate público.

La Corte IDH sostuvo que Herrera Ulloa y sus artículos periodísticos abarcaron ambas dimensiones del derecho a la libertad de expresión. Las cortes costarricenses, al requerir a Herrera-Ulloa probar si las declaraciones de la prensa belga eran ciertas, provocaron una limitación excesiva  al derecho a la libertad de expresión. De esta manera, se violentó el artículo 13 de la CADH. Este estándar de prueba adoptado por las cortes costarricenses restringe el periodismo y la dimensión social de la libertad de expresión la cual fomenta el debate público. Es por ello que la Corte IDH que Costa Rica había infringido el derecho a la libertad de expresión de Herrera Ulloa en virtud del artículo 13 de la Convención Americana.

La Corte IDH ordenó que Costa Rica debía anular todas las medidas impuesta por la sentencia condenatoria del 12 de noviembre de 1999 contra Herrera Ulloa. La Corte también ordenó a Costa Rica a realizar una serie de indemnizaciones a Herrera Ulloa por daños causados como resultado de que se le violaran sus derechos.


Impacto de la decisión

Información Inmediata

El Impacto de la Decisión indica si la decisión expande o restringe la expresión basado en el análisis del caso.

Expande el alcance del derecho a la Expresión

La sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) expande el alcance de la libertad de expresión y la protección de la prensa en Costa Rica. La sentencia de la Corte forzó a Costa Rica a expandir sus leyes para cumplir con la Convención Americana de Derechos Humanos. Esto luego de que la Corte IDH declarara las disposiciones criminales sobre difamación de Costa Rica contrarias al artículo 13 de la Convención Americana.

Perspectiva Global

Información Inmediata

La Perspectiva Global demuestra cómo la decisión de la corte fue influenciada por normas de una o más regiones.

Table of Authorities

Normas jurídicas Internacionales o Regionales relacionadas

Importancia De La Decisión

Información Inmediata

La importancia del caso se refiere a cuán influyente es el caso y cómo su importancia cambia con el tiempo.

La decisión tiene un efecto vinculante o persuasivo dentro de su jurisdicción.

Las decisiones de la Corte Interamericana de Derechos Humanos son vinculantes para el Estado respectivo y establecen estándares que deben ser tenidos en cuenta por lo órganos judiciales de todos los Estados Parte de la Convención Americana sobre Derechos Humanos en casos similares.

La decisión fue citada en:

Enlace a los documentos oficiales del caso

Enlace a los documentos oficiales del caso:



Amicus/Intervenciones Ciudadanas e intervenciones relevantes de otras autoridades nacionales


Archivos Adjuntos:

¿Tienes comentarios?

Notifícanos si detectas un error o si el análisis sobre un caso necesita ser revisado.

Envía tu comentario